Este blog rinde honor y alabanza al Dios de nuestra salvación a Jesucristo el Señor.

..."Ciertamente vengo en breve." Ap. 22:20
..."En un momento, en un abrir y cerrar de ojos, a la final trompeta; porque se tocará la trompeta, y los muertos serán resucitados incorruptibles, y nosotros seremos transformados." 1co. 15:52
..."Seremos arrebatados juntamente con ellos en las nubes para recibir al Señor en el aire, y así estaremos siempre con el Señor" 1Ts. 4:17

Alentémonos con estas palabras que nos fueron reveladas. Bienvenidos a este blog todos los que esperan el rapto de la Iglesia

miércoles, 14 de noviembre de 2012

La iglesia se va y aparece la bestia

Revelación del Rapto de Sandy Bergmann



... en la madrugada mi espíritu clamaba, yo sentía que me iba, o sea sentía que me estaba muriendo. Pero de Repente me vi como en la sala de una casa, y una puerta se abrió un poco, y yo vi que de los cuatros puntos cardinales se levantaba un viento recio y soplaba muy fuerte, y ese viento se elevaba hacia lo alto, y escuche una voz que dijo: ¡Sube Acá!
Esa orden había sido dada a la iglesia y desde los cuatros punto cardinales empezaron a subir cuerpos transformado. Yo empecé a elevarme, pero me quede en el firmamento, y no podía seguir subiendo como los demás. Al ver que no seguía subiendo me llene de miedo y de pánico, porque yo no podía creer que me había quedado.
Estando en el firmamento mi cuerpo fue trasladado a otro lugar. Ese lugar parecía un estadio muy grande, era tan grande que mis ojos no podían verle el final, y ese estadio estaba lleno de toda clase de demonios, de todo tamaño, y rango. Ellos estaban allí reunidos y aplaudían con algarabía. Y entonces oí una voz que hablo y dijo: - Ha llegado el momento de que se manifiesten: El Anticristo, La Bestia y el falso profeta, porque quién impedía su manifestación, ya no esta aquí.


En ese instante de debajo de la tierra empezó a subir una Bestia espantosa. Era algo que humanamente es difícil de describir. Los demonios aplaudían porque su hora había llegado. Y quien detenía la manifestación del Anticristo era la iglesia, y la iglesia ya se había ido.

Yo necesitaba salir de allí, pero no había manera de hacerlo, y aunque estaba mirándolo todo desde los aires, parecía que el cielo había sido cerrado. Yo sentía desesperación, me sentía atrapada. Hasta que vino un personaje con ala de águila, pero con rostro de humano y se acerco a mí y me dijo: He venido a sacarte de aquí, Sal por ese orificio, y de repente se hizo un hueco muy pequeño y por ahí pude salir. 

Cuando salí de ahí, me vi por las calles y todo parecía normal, pero yo empecé a gritar con desesperación y decirle a la gente lo que el Señor me decía, y era que se arrepintieran porque el tiempo se había acabado. Pero la gente no me hacía caso, para todo ellos las cosas que yo le decía no eran nuevas.

Me vi al frente de muchas iglesias, y les gritaba a los pastores desde la calle que el Señor le decía que se prepararan y que se arrepientan porque el tiempo se había acabado. Pero ellos me ignoraban, y le decían a la gente que subieran al templo, porque la actividad ya iba a comenzar, otros pastores les decían a la gente: vengan que ya vamos a empezar el concierto. Todo lo que esas iglesias presentaban era pura animación, puro entretenimiento, pero nada de oración, de ayuno, ni de vigilia.

2 comentarios :

  1. Amén, Jesús está a las puertas, y muchos no entienden, como en los días de Noé, que solo se dieron cuenta cuando vino el diluvio y se los llevó a todos. Muchos que no se preparan para recibir a al esposo(parábola de las diez vírgenes) van a quedar y ahí se van a dar cuenta. Dios tenga misericordia de nosotros.

    ResponderEliminar
  2. si es verdad, El Dios de los dioses a enviado a su angel a revelar a su pueblo las cosas que deben suceder pronto ....Los profetas hablan.....hay sueños....hay visiones el libro del Profeta Joel se cumple....y tambien se cumplira el de Daniel y .....EL APOCALIPSIS tambien se cumplira......DIOS bendiga estas trompetas (profetas)...que estan sonando...Amen

    ResponderEliminar